Royalty a la minería

Una moción parlamentaria que propone crear un nuevo royalty a la minería ha seguido avanzando en el Congreso, a pesar de su evidente inconstitucionalidad y dañino impacto sobre el atractivo minero de nuestro país. Esta ilegal propuesta contiene un elemento curioso, ya que trata de convencer al lector de que hoy no existe un royalty a la minería y por tanto es necesario crearlo. Favor avisarle al Presidente Lagos, que promulgó la Ley 20.026 de 2005, royalty a la minería, mediante la cual se creó un tributo especial a ese sector, que, en realidad, no es un royalty. Sé que esto es un poco ridículo, pero es a su vez un ejemplo de parlamentarios haciendo política tributaria.

Hoy la carga tributaria total sobre la minería es de 44,5%, y dado que esta ilegal propuesta pretende agregar un impuesto creciente que se aplica sobre las ventas de las empresas, pudiéndose llegar a una carga total de 82%, que sería la más alta del mundo, lo cual sin duda nos haría desaparecer del índice de atractivo minero.

En el Índice Fraser, Nevada y Arizona son los más atractivos, mientras que Venezuela y Bolivia están entre los más hostiles a las inversiones. Chile ha pasado del lugar 8 en 2017 al lugar 30 en 2020.

Chile ya no es la joven más linda de la fiesta y con esta ilegal propuesta, sin duda, nadie la sacará a bailar.

 

Carta de Tomás Flores, Economista Senior, publicada en El Mercurio.-