CHILE SE UBICA EN EL LUGAR 14 EN EL ÍNDICE DE LIBERTAD ECONÓMICA DE FRASER INSTITUTE

  • Chile retrocedió al puesto 14 (13 en 2019), a pesar de la mejora en su puntaje de 7.89 a 7.96.
  • Hong Kong encabeza el ranking entre 162 países y territorios, seguido por Singapur, Nueva Zelanda, Suiza y Australia. 
  • Venezuela vuelve a presentar el nivel más bajo de libertad económica a nivel global (Nº 162), seguido por Sudán (Nº 161) y Libia (Nº 160).
  • Al igual que en la medición anterior, el peor desempeño del país se da en materia de regulación, con énfasis en laboral y en relativo a los negocios, alcanzando esta vez el lugar número 82.

Chile se situó en el lugar N° 14 entre 162 países en el Economic Freedom of the World: 2020 Annual Report -que se elabora con datos de 2018-, dado a conocer por el Fraser Institute de Canadá en asociación con Libertad y Desarrollo para Chile. Esta posición implica que Chile retrocedió un puesto con respecto al informe de 2019. Comparte la tabla con Estonia.

Lo anterior, además, refleja una mejora en su puntaje, pasando de 7.80 en 2018 a 7.89 en el presente informe. Así, retorna a niveles similares del puntaje observado en 2013, aunque todavía se mantiene por debajo de su mejor posición en el índice de 2013 (datos de 2011).

 

Figura 1: Desempeño de Chile en el índice Economic Freedom of the World, 2005-2019.

 

Una vez más Hong Kong encabeza el ranking entre 162 países y territorios, seguido por Singapur, Nueva Zelanda, Suiza y Australia.

A nivel sudamericano, el ranking es encabezado por Chile, seguido por Perú (7.76, Nº 29) y Uruguay (7.25, Nº 66), mientras que los países de peor desempeño son Venezuela (3.34 Nº 162) y Argentina (5.78, Nº 144), que de todas formas presenta una mejoría, ya que en 2019 se ubicaba en el puesto 146 (5.67).

El reporte anual Economic Freedom of the World es considerado una de las mediciones más prestigiosas de la libertad económica. Utiliza 42 variables diferentes para crear un ranking basado en políticas que fomentan la libertad económica. De esta manera la libertad económica se mide en cinco diferentes áreas:

 

–          Tamaño del Gobierno

–          Estructura Legal y Derechos de Propiedad

–          Estabilidad de la Moneda

–          Libertad Para el Comercio Internacional

–          Regulación Crediticia, Laboral y de los Negocios

 

A continuación, se muestran los puntajes obtenidos por Chile en estas cinco categorías (entre 1-10 donde un valor más alto indica un mayor nivel de libertad económica):

  • Tamaño del Gobierno:21 puntos (N° 19). Chile empeora con respecto al último informe, donde se ubicaba en el lugar N° 13 (8.17 puntos). Dicho retroceso se explica en parte por el aumento que ha experimentado el gasto fiscal sostenidamente en el tiempo.

 

  • Estructura Legal y Seguridad de la Propiedad Privada:en el presente informe Chile avanza 5 lugares y obtiene 6.73 puntos (N° 27) contra los 6.44 puntos (N° 32) del reporte anterior, mostrando un avance en independencia judicial, pero retrocediendo principalmente en lo que respecta confianza en las Fuerzas Armadas y de Orden Público, producto de los escándalos en los que se han visto involucrados sus altos mandos, con respecto a malversación de fondos públicos.

 

  • Estabilidad de la Moneda:60 (N° 18), mejorando frente a los 9.53 puntos (N° 23) obtenidos el año anterior, ello explicado principalmente por la baja inflación sostenida en el tiempo, así como por el activo rol del de la Política Monetaria por parte del Banco Central de Chile.

 

  • Libertad Para el Comercio Internacional:experimenta el mayor retroceso con respecto al año anterior, obteniendo 8.12 (N° 46) sobre los 8.34 puntos (Nº 17) obtenidos hace un año. Este retroceso se explica por los subíndices barreras regulatorias al comercio, barreras no arancelarias, y finalmente en controles de movimientos de capital y personas. Con respecto a los dos subcomponentes es posible indicar una caída persistente en el tiempo, la que puede ser explicada por la excesiva regulación existente en términos del comercio. Un ejemplo de ello tiene que ver con la normativa de etiquetados que exige la autoridad sanitaria a productos importados, lo que implica que se deben cumplir estándares mucho mayores incluso al promedio de los países de la OCDE, muchas veces cayendo en lo absurdo. Con respecto al tercer subcomponente, la caída puede ser explicada por la obsoleta normativa que rige determina los influjos migratorios a nuestro país, y las bajas barreras de entrada que se exigen para ciudadanos procedentes de otras naciones.

 

  • Regulación Crediticia, Laboral y de los Negocios:en este indicador Chile retrocede levemente, pasando del lugar N° 82 (7.12 puntos) al 80 (7.10 puntos). Esto se debe en mayor medida al subíndice “regulaciones en el mercado laboral” donde se observa una caída en cuanto a la puntuación de dicho componente en el tiempo. En línea con lo anterior, el detrimento que se produce en este sentido se explica por el costo asociado en cuanto a la indemnización por despido de trabajadores, así como lo relativo a las normas de contratación y salario mínimo, que finalmente rigidizan el mercado laboral en cuanto a contratar como desvincular a los trabajadores en las diversas organizaciones.

De la misma manera, con respecto al atributo regulación, otro subcomponente que se mide es “regulaciones de negocios”, el que si bien aumentó su puntuación con respecto a la última medición (7.29 en 2019 a 7.36 2020), presenta bastantes desafíos en los que se pueden mejorar, por ejemplo, en lo relativo a los requerimientos administrativos que exige hoy en día la excesiva burocracia y normativa, en la obtención de permisos de construcción y materialización de inversiones.

Con todo, es posible observar que en 2 de los 5 atributos que considera la medición hubo una mejora, donde a la vez se planten importantes desafíos en aras de generar una mayor flexibilidad, en los mercados, especialmente en el mercado laboral, así como en lo relativo a la excesiva burocracia exigida para fomentar la inversión. El plan de reactivación económica para que sea exitoso debe ser capaz de identificar todas las trabas que hoy no permiten materializar y ejecutar la cartera de proyectos de inversión de nuestro país.

Para Felipe Berger, Economista de Libertad y Desarrollo: “Los resultados de Chile en la última medición del ranking sobre libertad económica del Fraser Institute, en donde nuestro país retrocede en un puesto a pesar de obtener una mayor calificación que el año pasado, obedece a que hubo otros países que lograron avanzar en mayor profundidad con respecto a los 5 atributos de le medición. De esta manera, en nuestro país se deben impulsar reformas y políticas públicas acordes a los nuevos tiempos, preservando la estabilidad tanto microeconómica como macroeconómica, pero que persistan en generar una mayor flexibilidad en los distintos mercados, así como desincentiven la excesiva regulación y burocracia existente”.

“En línea con lo anterior, la crisis sanitaria ha puesto en la agenda temas que previo a la pandemia no eran prioritarios, tales como la “flexibilidad en el mercado laboral, así como la excesiva regulación existente que no permite acelerar con la debida fuerza algunos proyectos de inversión”, explicó el economista.

La evidencia empírica y académica demuestran que las personas que habitan países con altos niveles de libertad económica disfrutan de mayor prosperidad, mayores libertades políticas y civiles, e incluso una mayor expectativa de vida. Los pilares de la libertad económica son la elección individual, el intercambio voluntario, la libertad para competir y la seguridad de la propiedad privada.

El reporte destaca que los países que se ubican en el cuartil superior en el ranking de libertad económica tuvieron un PIB promedio per cápita de US$ 44.198 en 2018, mientras que los países del cuartil inferior tuvieron un PIB promedio per cápita de US$ 5.754 (PPP constante US$ de 2017). Cuestión similar sucede con la pobreza, donde en el cuartil superior un 1,8% de la población experimenta pobreza extrema (US $ 1.90 por día) en comparación con el 27,2% en el cuartil más bajo. Finalmente, con respecto a la esperanza de vida, en el caso de los países con mayor libertad esta es en promedio 80,3 años en tanto que para los países menos libres es 65,6 años.

Al respecto, el Fraser Institute indica en su informe, existe una alta correlación entre la pobreza de un país, su ingreso y el grado de libertad económica alcanzado, por cuanto en los países reprimidos en término de libertad, se observa mayor pobreza, así como una menor calidad de vida.

 

VER INFORME