PROPUESTA LYD PARA TRABAJADORES INDEPENDIENTES

El gobierno ha anunciado que entregará apoyo a los trabajadores independientes -con boletas de honorarios- para paliar una baja transitoria en sus ingresos durante los próximos meses, pero aún no se conocen mayores detalles al respecto más allá de la devolución de los impuestos retenidos para los meses de enero y febrero del presente año.

Dicho anuncio se suma a los beneficios entregados hace días atrás, pero que estaban enfocados en los trabajadores dependientes -con contrato de trabajo y cubiertos por el seguro de cesantía- y en los trabajadores informales y de menores recursos, para quienes en el día de hoy se anunciaron la entrega de recursos adicionales.

Según explica la Subdirectora de Políticas Públicas de LyD, Bettina Horst, “para apoyar transitoriamente la caída de los ingresos de quienes entregan boletas a honorarios, se debe tener presente que existe una importante heterogeneidad en el nivel de sus ingresos. Si bien no se conocen cifras exactas, se estima que el total de personas en esta situación está entre los 500.000 y los 750.000 (sector privado y público)”.

Así, los beneficios a entregarse deben acotarse a quienes efectivamente vayan a registrar una caída en sus ingresos, en relación a los montos recibidos en los meses anteriores. “En ese caso, se debiera excluir a los honorarios del sector público, ya que por el momento en el Estado no se ha anunciado una reducción en el gasto en personal”, dice Horst.

En esta línea, para definir el monto de la ayuda se debiera considerar, por ejemplo, el total de boletas emitidas durante marzo en relación al promedio mensual registrado en los últimos 12 meses (esto es entre febrero de 2020 y marzo de 2019) y establecer un número mínimo de meses en los cuales se hayan efectivamente emitido alguna boleta durante los últimos 12 meses previos.

Se propone que la caída de ingresos a compensar debe ser similar a la que ya se aprobó como compensación para los trabajadores dependientes a plazo fijo que reciben beneficios del Fondo Solidario de Cesantía, ya que esos fondos provienen mayoritariamente de arcas fiscales, que sería en este caso también quién financiará el beneficio.

Así, similar al seguro de cesantía de cargo del Fondo Solidario para trabajadores dependientes a plazo fijo el beneficio sería del 50% de la caída de ingresos durante el primer mes. En caso de extender el beneficio por más meses (acreditándose la caída de ingresos mes a mes en relación con promedio de los 12 meses anteriores a la pandemia), este debe reducirse a 40% el segundo mes y a 35% el tercero. Asimismo, el monto máximo a recibir el primer mes sería de $ 467.000, $ 373.000 el segundo mes y $ 327.000 el tercer mes, similar a los rangos establecidos para el seguro de cesantía.