EXPERTOS ANALIZAN FUTURO Y DESAFÍOS DE LA RELACION ECONÓMICA ENTRE CHILE Y CHINA

Con la presencia de representantes de la embajada de China, ex embajadores, autoridades y expertos, Libertad y Desarrollo e Icare realizaron el seminario “Renovado Enfoque sobre la Relación Económica Chile – China”, donde se analizó el presente y el futuro de las relaciones comerciales entre ambos países.

Francisco Garcés, Director del Centro de Economía Internacional de LyD fue el encargado de inaugurar el evento, que contó con la exposición del Sr. Xu Songling, asesor del Consejo de Estado de China, de Jorge Bunster, director general de DIRECON y de Lorena Sepúlveda, directora (s) de ProChile.

En la foto: Francisco Garcés, Lorena Sepúlveda, Xu Songling y Jorge Bunster.

En nombre del embajador Sr. Lu Fan, el encargado de negocios de la Embajada de China, Sr. Zhang Run destacó que este año se cumplen 40 años de relaciones diplomáticas con Chile, país con el cual ha estrechado cada vez más los lazos.

Por su parte, Xu Songling, Asesor del Consejo de Estado de China, (VER PRESENTACIÓN) se refirió a la creciente apertura que ha tenido China desde una economía centralmente planificada a una economía de mercado. Señaló que ha incluido reformas a los sectores públicos, contribuyendo a reformas en el área vivienda, salud, educación y asistencia social.

Sin embargo, Zongling aseguró que China ha avanzado en este proceso a pesar de las adversidades internas – como catástrofes naturales – y externas, como la crisis asiática del 97, la crisis mundial del 2008 y de monedas provocada por Estados Unidos. “China ha promovido un reajuste estructural, un aumento de la demanda interna y ha asumido la misión de revitalizar su economía”, aseguró, haciendo hincapié en que el modelo es todavía inmaduro, destacando problemas como la corrupción, el aumento de la brecha salarial entre pobres y ricos y los daños medioambientales por la excesiva importancia al desarrollo del PIB.

ENFOQUE DEL NUEVO GOBIERNO

Jorge Bunster, Director General de la DIRECON, (VER PRESENTACIÓN) partió su exposición señalando que el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera ha definido la región de Asia Pacífico y específicamente China como un lugar prioritario para las relaciones comerciales.

Actualmente Asia representa el 45% de las exportaciones chilenas y de ellas, el 51% tiene como destino China. En cuanto a las importaciones, Asia representa el 49% y China el 53% de ese total.

Bunster destacó que las exportaciones a China son en su mayoría de cobre y celulosa, aunque gracias a Tratado de Libre Comercio firmado en 2006, otras áreas han experimentado crecimientos importantes, como los vinos, las manzanas frescas, las truchas y salmones, entre otras.

Como desafíos, Bunster destacó la firma de un acuerdo de servicio, el cual pretende darle mayor vigor a la exportación de servicios como la enseñanza, la informática, la ingeniería, el medio ambiente y la arquitectura. También señaló que se debe avanzar en un acuerdo para fomentar las inversiones de China en Chile, las cuales actualmente alcanzan sólo los US$ 58 millones anuales, mientras las de Chile en China suman US$ 212 millones.

Por su parte, Lorena Sepúlveda, Directora (s) de ProChile, ( VER PRESENTACIÓN) definió como los principales objetivos de la entidad el aumentar las exportaciones de productos no tradicionales, desarrollar oportunidades de negocios para el Turismo y los Servicios y atraer inversionistas chinos. Para ello, se encuentran incrementando la infraestructura de promoción de negocios en China, con la apertura de una nueva oficina comercial en Guangzhou (una de las regiones más dinámicas de China) e intensificando acciones de promoción comercial, especialmente para el sector alimentos como vino, fruta fresca, salmones, truchas, leches y sus derivados, mariscos y aceite de oliva. “El trabajo en China debe ser de largo plazo, para afianzar la confianza y la amistad”, aseguró.

Por último, Jorge Awad, Presidente de Icare, instó a los empresarios chilenos a construir empresas de clase mundial, para hacer posible que Chile y China convivan económicamente de manera más fuerte.

Santiago, 19 de octubre de 2010.