La lectura recomendada de Ignacio Illanes: «Cleverlands: The Secrets Behind the Success of the World’s Education Superpowers»

Por Ignacio Illanes, Decano de la Facultad de Educación de la Universidad de los Andes.

Cleverlands es uno de esos libros que, después de leídos, mantenemos a mano y volvemos a revisar una y otra vez. Al menos así fue para mí: este es uno de los mejores libros que he leído sobre educación. ¿De qué trata? Tal como el indica el subtítulo, sobre "los secretos del éxito de las superpotencias educativas"; aunque el libro evita ser un recetario de lo que hay que hacer.

Lucy Crehan es una joven profesora inglesa. Luego de trabajar algunos años en colegios de sectores vulnerables de Londres, completó un máster en educación en la Universidad de Cambridge. Mientras estudiaba sobre algunos de los mejores sistemas educativos del mundo se preguntó: "Cómo se verá todo esto dentro de la sala de clases?" Entonces concluyó que no encontraría respuestas satisfactorias mientras no lo viera por sí misma. Así empezó su travesía: luego de revisar los resultados PISA envió emails a profesores de colegios en algunos de los países más destacados en dicho ranking, preguntándoles si podría acompañarlos en sus clases y vivir con ellos por algunas semanas. Bajo esta figura viajó a Finlandia, Japón, Singapur, Shangai (China) y Canadá.

La idea es buena, pero no cualquiera habría logrado lo mismo. Lucy Crehan demuestra una capacidad de observación y análisis muy notable pues se trata de un texto que no es ni puramente académico ni cargado a la casuística personal.  Lo interesante del libro es la capacidad de la autora de transitar entre lo macro (rankings internacionales, políticas públicas), lo micro (la experiencia escolar de los estudiantes) y lo cultural de cada sistema educativo. Todo esto es integrado y analizado con mucho sentido común, sin agendas ocultas ni sesgos particulares. Para lograrlo, el libro recorre temáticas universales en la discusión educacional, como el rol de los profesores y las familias, las pruebas estandarizadas, la inteligencia y la memoria, la diversidad y la selección, entre muchos otros. Todo esto se mezcla con anécdotas personales, conversaciones con apoderados, estudiantes, profesores y muchas referencias académicas y a instituciones especializadas.

En el camino va respondiendo a algunas de las típicas ideas que a veces se instalan parcialmente en la discusión. Señala, por ejemplo, que si bien los niños en Finlandia no empiezan la escolarización antes de los siete años, sí asisten a jardines de alta calidad que los preparan en las habilidades pre-lectoras y pre-matemáticas que requieren para su etapa escolar. O que la autonomía que se da a los profesores se explica por el alto grado de especialización que se les exige previamente para ejercer dicha profesión ("tienes que leer libros, estudiar documentos, discutir investigaciones con tus colegas para ser un buen profesor"). O que -contrariamente a la idea de que los nórdicos usan modelos demasiado innovadores- los profesores finlandeses son bastante tradicionales en la enseñanza y que el texto escolar es la principal herramienta que utilizan.

Sobre Japón nos explica la importancia de la resiliencia en la cultura japonesa (gaman), el rol del trabajo grupal (han), del respeto, de la activa participación de las mamás; y de la ventaja de enfocar el currículum en pocos conceptos pero en gran profundidad, de manera que tampoco haya que volver a enseñarlos algunos años después.

Así el libro recorre los diferentes países seleccionados por la autora, explicando aspectos históricos y decisiones de política pública que marcan los respectivos modelos educativos.

Recién en la parte final del libro la autora se anima a resumir sus principales observaciones para lograr sistemas educativos de excelencia: 1. Preparar a los niños para el aprendizaje formal, especialmente las habilidades pre-lectoras, pre-matemáticas, las rutinas y el carácter; 2. Diseñar un currículum acotado y enfocado en conceptos que hay que dominar muy bien; 3. Apoyar a los niños en el logro de objetivos desafiantes, en vez de bajar la exigencia (muy buena forma de expresar las consabidas altas expectativas); 4. Tratar a los profesores como profesionales, incluyendo una formación universitaria exigente y una buena transición al desempeño profesional (en cualquier profesión los novatos tienen responsabilidades limitadas y son supervisados; lo mismo debería hacerse con los profesores); 5. Combinar accountability de los colegios con apoyo a los colegios.

En síntesis, un gran libro, destacado por expertos como Michael Barber, Tim Oates, Dylan William, entre otros. Una lectura amable, variada, informada, sin sesgos e inspiradora. Si no tuvieran tiempo para el libro, también hay una buena presentación de la misma autora en Youtube: Assessing the world: visiting Cleverlands.

 

"Cleverlands: The Secrets Behind the Success of the World's Education Superpowers"

Lucy Crehan

320 páginas

Random House UK (April 1, 2017)