Fontaine: «Hay señales de que la economía está doblando la esquina a la recuperación»

Para el economista y Consejero de Libertad y Desarrollo (LyD), Juan Andrés Fontaine, la economía está mostrando señales tibias de una recuperación. Por ello, su mirada es cauta, ya que si bien afirma que hay sectores que muestran un mayor dinamismo, hay otros que todavía no dan muestras de reactivación. "Las señales están, pero la materialización de una mejora significativa en el ritmo de crecimiento de la actividad económica exige persistir en un camino favorable al crecimiento económico", explicó en entrevista con Pulso, de la cual reproducimos un extracto.

El Banco Central junto con subir el piso del rango de crecimiento para 2017 a 1,25%-2,25% mantuvo la proyección para 2018 entre 2,5% y 3,5%, ¿hay señales de una recuperación?

-Después de cuatro años de desempeño muy pobre, hay señales de que la economía está doblando la esquina a la recuperación, pero es como un barco, se mueve lentamente. Algunos sectores empiezan a mostrar señales de mejoría fuerte, como es el caso de las ventas de autos, pero hay otros sectores que están muy lejos de eso, y por ello, para que los otros sectores se plieguen a este movimiento, se requieren señales concretas de un clima más favorable para la inversión y para la productividad.

Pero el hecho de que la Encuesta de Expectativas Económicas haya corregido al alza las proyecciones del PIB para 2017, 2018 y 2019, ¿es una señal de mejores perspectivas?

-El comportamiento cíclico de la economía es así, recibe malas señales y se desploma el crecimiento y en algún punto toca fondo y empieza un suave repunte, y eso es un poco lo que estamos viendo.

¿Todavía no ve señales claras de brotes verdes?

-Hay elementos positivos en cuanto a signos de mayor confianza que provienen de dos fuentes. Por un lado, hay una percepción de que el cambio político que se viene será más favorable a la marcha de la economía, por lo que el ánimo está mejorando como anticipación a esos cambios. En segundo lugar, hay una mejoría en la economía mundial, que en el segundo trimestre tuvo un crecimiento fuerte del orden de 4%, que es un ritmo de crecimiento rápido; eso se ha traducido entre otras cosas, en un alza muy importante del precio del cobre. Entonces, tanto los vientos externos están soplando en forma más favorable como las expectativas de un cambio político en Chile.

¿Pero falta aún para hablar de recuperación?

-Las señales están, pero la materialización de una mejora significativa en el ritmo de crecimiento de la actividad económica exige persistir en un camino favorable al crecimiento económico.

¿Qué materias deberían consolidarse para afianzar el camino hacia la reactivación?

-Lo más importante para que la recuperación ocurra y se logre un PIB entre 3% y 3,5% el próximo año, es que la inversión tenga un comportamiento considerablemente más dinámico. Hay elementos que anticipan un poco eso. Las importaciones de bienes de capital han entrado en terreno positivo. Si se excluye de ellas cierto material de transporte que es muy grande y que provoca dificultades de comparación, el rubro restante de importaciones de bienes de capital está creciendo a una tasa de dos dígitos ya por varios meses seguidos. El otro componente es la edificación que desgraciadamente ha seguido cayendo, pero la expectativa que tengo es que esa disminución de la edificación concluya este año y ya el próximo año haya un leve repunte.

¿Cuáles son los principales riesgos para la economía? ¿Están más por el lado interno que externos?

-Por el lado interno, el escenario más probable es un triunfo en la elección presidencial de Sebastián Piñera, pero un riesgo es que eso no ocurra y que haya dificultades en implementar la agenda de políticas públicas necesarias para crear un clima positivo.

Si bien las perspectivas de PIB efectivo han mejorado, ¿qué cosas se deben hacer para mejorar el crecimiento tendencial del país?

-La estimación de 3,6% del Banco Central no me parece satisfactorio. Creo que deberíamos aspirar en torno al 4% o algo más.

 

Entrevista completa en www.pulso.cl