Inexplicable premura de la tramitación del proyecto de Carrera Docente

Jorge AvilesLa madrugada del jueves pasado se aprobó en la Comisión de Educación de la Cámara de Diputados el proyecto de ley de carrera docente. Su discusión en particular no estuvo exenta de dificultades y se realizó en un ambiente bastante tensionado. Si bien no se puede desconocer que hubo varios aspectos que fueron perfeccionados, la inexplicable premura con que el Gobierno se encuentra tramitando este proyecto, sumado a la evidente falta de coordinación entre los parlamentarios de la Nueva Mayoría, al escaso liderazgo de la Presidenta de la Comisión y a la notoria desprolijidad técnica del Ministerio de Educación, terminaron por desarticular y dejar sin sentido parte del proyecto. Normas claramente inadmisibles fueron puestas en votación sin el menor encogimiento, en conjunto con otras que indiscutiblemente eran contradictorias entre sí.

En los temas de fondo, este proyecto sigue pecando de excesivo centralismo al entregar gran parte de la gestión de los profesores a un ente estatal ubicado en Santiago y mantiene la discriminación a docentes de colegios particulares subvencionados. Esperamos que el Gobierno pueda solucionar estas importantes materias y decida quitar el pie del acelerador para así producir un debate más serio y profundo, tal como lo merecen los profesores y alumnos de nuestro país.

 

Carta de Jorge Avilés, abogado de Libertad y Desarrollo, publicada en La Tercera.-