3 de septiembre de 2017

Lucía Santa Cruz en Revista Capital: “La derecha no puede legitimarse moralmente sólo con números”

Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this page

Master of Philosophy de la Universidad de Oxford, Bachelor of Arts de la Universidad de Londres y MA en Historia de la London University, Lucía Santa Cruz habla en esta entrevista en Revista Capital sobre la derecha, la próxima elección y su libro La igualdad liberal, que lanza en octubre.

Dice que la derecha tiene que legitimarse moralmente y defender con más convicción sus ideas. En ese sentido, es crítica de los argumentos que sólo exponen números. “Falta más Word y menos Excel”, dice. Esa frase es su creación,  “su contribución al Chile de hoy, su mantra”, dice. Y lo aplica en todo lo que hace, desde las columnas que escribe, los directorios en los que participa y los debates a los que asiste.

– ¿Tiene eso que ver con legitimar moralmente a la derecha?

– Creo que no puedes legitimar moralmente a la derecha con números, por mucho que tengas más crecimiento económico. El capitalismo, en todo el mundo, siempre ha sido el único sistema que ha producido prosperidad y que ha reducido la pobreza. Y sin embargo, tiene como talón de Aquiles la legitimidad moral.

– ¿Por qué?

– Por dos cosas. Una, porque ha abandonado el objetivo final del crecimiento, que es cumplir lo que para esa derecha es justo y que se resume en que el país tiene que estar organizado, su economía, su política, su sociedad, para que cada persona pueda desarrollar la totalidad de su potencial. Y vivimos en un país donde eso no ocurre. Hay niñitas en Chiloé destripando pescado, que si hubieran tenido una buena educación, podían ser médicos o astrofísicas. Los talentos están aleatoriamente repartidos. Los seres humanos somos desiguales, pero todos necesitamos de un sistema educacional para desarrollar la inteligencia, allí donde nos lleve. La izquierda y el socialismo equiparan la justicia con la igualdad, lo que es lo más injusto del mundo, porque para lograr esa igualdad absoluta tienen que quitarles oportunidades a los más capaces. No puedes hacer que los más inteligentes sean demasiado más inteligentes.

– ¿Le ha faltado a la derecha un discurso más claro en ese sentido?

– Hace mucho tiempo que no oigo a la derecha explicar por qué quiere ser gobierno. Dice que es porque quiere crecimiento económico. Pero no explica para qué quiere ese crecimiento. Y cuando trata de proyectar un ideario de justicia, le copia a la izquierda y repite que la desigualdad es el principal problema de este país. Y no es el principal problema, todos los clichés que se repiten son objetivamente falsos. Chile no es el país más desigual del mundo. Hay desigualdad, pero está disminuyendo significativamente en las generaciones más jóvenes que tienen más educación.

– ¿Ve a Sebastián Piñera y a su campaña incorporando más ideas, más Word, más relato?

– Creo que esta campaña es distinta a la anterior. Hay un énfasis menos en la eficiencia, en la gestión, en la excelencia. Ahora, él tiene que obviamente poner un énfasis importante en retomar el crecimiento. A mi entender, debería explicarse mejor para qué. Pero creo que hay un relato.

– ¿Hay una legitimación de las ideas de la derecha en esta pasada?

– Lo que creo es que, más que todo, el fracaso relativo de la Nueva Mayoría ha tendido a legitimar lo que son las propuestas de la derecha.

– Algunos critican que la campaña actual de Piñera se ha basado en criticar el gobierno más que proponer nuevas ideas ¿Lo ve así?

– No, yo puedo decir que el público no tiene idea de cómo están trabajando los grupos del programa de Gobierno de Sebastián Piñera. Hay un trabajo detrás impresionante para resolver todo los problemas, con propuestas, con reuniones, con bilaterales, con disenso, con esfuerzos por llegar a entendimientos.

Siga leyendo esta entrevista en Capital online…